¿Ha sido útil esta página?
¿Ha sido útil esta página?
Esta página me pareció útil, ya que (elija todo lo que corresponda):
No me pareció útil esta página, ya que (elija todo lo que corresponda):

Hablemos de... Espacios al aire libre

Este Hablemos de... está lleno de ideas sobre cómo crear espacios al aire libre que sean atractivos para los bebés, niños pequeños y sus familias. Los maestros y los visitadores del hogar pueden usar este recurso para configurar espacios para las familias que utilizan los recursos comunitarios, como los parques, jardines y escuelas cercanas.

Espacios exteriores
Juegos de simulación
Exploración de los sonidos
Agua
Jardín
Conclusión

Ver la versión en PDF: Hablemos de... Espacios al aire libre (en inglés)

Espacios exteriores

Organizar espacios interiores para los bebés y niños pequeños funciona bien cuando hay áreas definidas para cada actividad. Aunque los bloques pueden llegar a la zona de juegos de simulación y libros son bienvenidos en el rincón acogedor, es provechoso cuando los niños saben dónde encontrar las cosas que les gustan. ¡Lo mismo es cierto para los espacios al aire libre! La organización de su espacio al aire libre enriquecerá el juego. Al observar lo que más les interesa a los niños, se pueden añadir o cambiar los materiales para apoyar mejor el aprendizaje.

Las socializaciones para familias y grupos prenatales son maravillosas oportunidades para pasar tiempo al aire libre. Su programa puede crear espacios exteriores para las familias o utilizar los recursos comunitarios como parques, jardines y escuelas cercanas. Este Hablemos de... presenta algunas ideas sobre cómo configurar las zonas al aire libre para los bebés y niños pequeños, sus familias y las familias que esperan un bebé.

El juego de simulación

Los maestros Derrick y Theresa crean un área para el juego de simulación en el exterior. Simplemente colocan una pequeña mesa, usan los tocones de los árboles como asientos y una colección de ollas, moldes de hornear e utensilios. Tan pronto como los niños pequeños ven los materiales, empiezan a preparar "refrigerios" para los demás, mientras que otros trabajan duro para mover los tocones de los árboles. Mientras Derrick y Theresa observan, piensan en más ideas para mejorar el espacio con el fin de apoyar el juego complejo de los niños.

Si el área de juego más popular dentro de su clase es para los juegos de simulación, entonces es probable que sea igual de exitoso al aire libre. En lugar de alimentos de plástico, anime a que simulen jugar con arena, hojas, palitos y tierra. ¡Tener artículos de cocina verdaderos puede aportar una nueva dimensión a la preparación del "pastel de cumpleaños" que es lo típico para jugar en la caja de arena! Algunas ideas para crear una cocina al aire libre son las siguientes:

  • ¡Use su imaginación! No necesita una cocina, mesa y sillas de plástico. Pruebe usar un cajón de madera o incluso una caja de cartón como mesa de cocina temporal. Utilice lo que está fácilmente disponible y sea creativo.
  • Un mortero para moler hojas, tierra y flores añade un punto encantador a una cocina al aire libre. Vienen en todos los rangos de tamaños y precios.
  • Las tiendas de segunda mano pueden ser una excelente fuente de materiales para la cocina al aire libre. Por casi nada se puede equipar el espacio de juego con moldes de hornear y utensilios.
  • Utilice los tocones de los árboles como mesas y sillas. No solo son naturalmente hermosos, sino que también animan la exploración de los músculos grandes al alentar el impulso interno de los niños pequeños de mover cosas grandes.
  • Observe a los niños para ver con qué juegan. ¿Necesitan palas? ¿Más tierra? ¿Un cubo pequeño con agua y supervisado para enjuagarse las manos? ¿O están listos para llevarlo al siguiente nivel y hacer tortas de barro?

¡Las oportunidades para mejorar su espacio al aire libre son infinitas! Use su imaginación y déjese guiar por los niños. Lo más importante: ¡diviértanse!

Exploración de los sonidos

El jardín trasero de la casa de Cecilia es donde ella y los niños pasan la mayor parte de su tiempo en su programa de cuidado infantil familiar. Ella ha creado un área de música con "instrumentos" caseros y encontrados. Ella creó un "xilófono" con un tubo de PVC que los bebés disfrutan golpeando para crear sonidos agradables. Un carillón de viento colorido cuelga sobre el área sombreada donde los bebés descansan en las mantas. Hay varios envases listos para que los niños agreguen y quiten los objetos encontrados tales como tierra y palitos para hacer maracas.

Los niños disfrutan de escuchar y hacer música. Ya sea golpeando una cuchara de madera en una olla o haciendo palmas con una canción, los niños pequeños son participantes entusiastas en las experiencias musicales.

Cecilia cree que las experiencias con el sonido tienen un papel importante en la exploración de la música por los bebés y los niños pequeños. Ella creó un espacio al aire libre lleno de oportunidades para que los niños de todas las edades y habilidades participen con instrumentos y creando sonidos. Crear sonidos también contribuye a la comprensión infantil de la causa y el efecto. ¡Es muy emocionante saber que cuando muevo mi brazo para golpear una olla o agitar una maraca, puedo crear un sonido muy alto! Asimismo, para los que tenemos oídos sensibles, ¡es más cómodo que los niños hagan esos ruidos afuera!

Agua

Durante una visita al hogar, al aire libre, Sofía de 12 meses sujeta el borde de la mesa de agua mientras practica sus habilidades para caminar. Está descalza; los dedos de los pies se encrespan con cada paso, proporcionando la entrada sensorial a su cerebro para el equilibrio. En su siguiente paso, pone su pie en el suelo mojado donde el agua ha salpicado. Sophia se detiene. Ella mira hacia abajo. ¿Qué acaba de pasar? Ella lentamente da otro paso y ahora ambos pies están en el lugar húmedo. Ella mira a su madre y su visitadora del hogar que la observan, tranquilamente, compartiendo la experiencia. Mira hacia abajo de nuevo y se relaja en una posición sentada. Toca el suelo, sintiendo la diferencia entre lo que está mojado y lo que está seco. Mira sus manos, notando cómo algo de tierra se ha pegado en ellas. En ese momento, ella se estira hacia su madre para que la ayude a limpiarse las manos.

Estar afuera es una experiencia sensorial que se puede hacer más significativa a través de una planificación intencional. A veces, cuando las familias y los maestros planean algo, como una mesa de agua al aire libre, los niños explorarán y aprenderán de maneras inesperadas. La intención de la experiencia era de proporcionar una oportunidad para que los niños jueguen con el agua. Lo que Sophia descubrió fue mucho más profundo que el juego del agua. La experiencia de Sophia de sentir la tierra mojada debajo de sus pies descalzos, viendo el área mojada y después explorando más con las manos pudo no haber sido planeada pero es una experiencia de aprendizaje, increíblemente valiosa. Sophia está empezando a formular importantes preguntas como las siguientes:

  • ¿Dónde va el agua cuando cae al suelo?
  • ¿Cómo son diferentes las propiedades del suelo mojado y seco? ¿Cómo son iguales?
  • ¿Por qué se pega la tierra a mis manos cuando está mojada?

Cuando ella sea mayor y aprenda más formalmente sobre las propiedades del agua, recurrirá a esta experiencia.

Otra gran manera de explorar el agua afuera es crear una "pared de agua". Una pared de agua se hace con recipientes atados a una cerca (o a un pedazo estable de madera contrachapada). Los recipientes se pueden fijar con tornillos, sujetadores tipo "zip-tie" o incluso sujetadores adhesivos de gancho y lazo como el Velcro. Los recipientes deben poder moverse para que puedan recoger y verter el agua mientras baja por la pared. ¡Un recipiente en la parte inferior puede recoger el agua para reutilizarse un par de veces!

Jardín

Durante una reunión de grupo prenatal enfocada en la nutrición, la coordinadora prenatal, Liana, acompaña a la enfermera del programa para hablar sobre la nutrición. Mientras que el grupo discute la importancia de una dieta saludable durante al embarazo, incluyendo los alimentos a incluir y los alimentos a evitar, también hablan de consumir comida fresca lo más posible. Puesto que las hierbas frescas son una manera fácil de añadir sabor a los platos saludables, están plantando semillas como una actividad del grupo. El grupo escogió cilantro, albahaca, eneldo y orégano durante la última vez que se reunieron. Pusieron las semillas y tierra en macetas que, con cuidado, proveerán ingredientes fácilmente disponibles.

Las hierbas son una introducción maravillosa (y no tóxica) al mundo de la jardinería. Son fáciles de cultivar, huelen maravillosamente y es tan agradable crear un plato con algo que uno mismo cultivó. El embarazo es un tiempo para aprender a cuidarse y averiguar cómo se cuidará de un nuevo ser humano. Sembrar semillas puede ayudar a proporcionar una conversación alrededor de lo que significa cuidar de otra cosa. Al igual que los bebés, las plantas son diferentes: algunas necesitan mucha luz; algunas, solo un poco, algunas necesitan mucha agua; otras, no tanto. Aprender sobre las necesidades individuales de una planta es una manera sencilla de presentar la idea de comprender las necesidades individuales de un bebé.

Conclusión

Definir con claridad sus espacios de juego al aire libre puede hacer más fácil planear el tiempo al aire libre y los niños encontrarán el espacio más atractivo. Al buscar ideas, comience observando los espacios al aire libre que las familias ya utilizan. Hable con las familias y averigüe cómo pasan el tiempo afuera. Usted puede encontrar que las familias tienen ideas maravillosas para los espacios de juego al aire libre en cada opción del programa. He aquí algunas ideas para empezar:

  • Parrilla y zona de picnic: Incluya una parrilla no de verdad, algunas espátulas, platos de plástico, y un banco para hacer un "picnic en el parque".
  • Área de las cosas que cuelgan: Para los bebés pequeños, cree móviles naturales que cuelgan de árboles o estructuras en el área.
  • Área de bloques: Use materiales naturales y encontrados o bloques creados y vendidos para usarlos al aire libre.
  • Área del libro: Traiga una cobija y una bolsa de libros afuera.

Tenga en cuenta las siguientes consideraciones de seguridad y salud al aire libre:

  • Asegúrese de que usted pueda ver todos los niños todo el tiempo.
  • Evite el agua estancada. Esto incluye recipientes, charcos y mesas de agua. El agua estancada plantea peligros de ahogamiento, proporciona criaderos de insectos y puede albergar bacterias.
  • Sea consciente de los peligros de asfixia como gravillas, mantillo (mulch) o pedazos rotos de objetos más grandes como palos.
  • Asegúrese de que haya suficiente sombra.
  • La jardinería y plantas son geniales, pero investigue para asegurarse de que sus plantas no sean venenosas.

No hay sustituto para la experiencia de estar al aire libre. Los espacios abiertos, los objetos naturales, las criaturas vivientes y las oportunidades para el movimiento no se pueden reproducir en el interior. Cuando se planea aprender en los espacios al aire libre, estas experiencias se maximizan para los bebés, los niños pequeños y sus familias.

¿Está aún leyendo esto? ¡Guárdelo y salga a jugar afuera!

Last Updated: June 22, 2018