¿Ha sido útil esta página?
¿Ha sido útil esta página?
Esta página me pareció útil, ya que (elija todo lo que corresponda):
No me pareció útil esta página, ya que (elija todo lo que corresponda):

Prestar Atención y Entender: Hacer

Prácticas

Pruebe las siguientes prácticas con bebés y con niños pequeños y en edad preescolar. Use el idioma tribal o del hogar del niño tanto como sea posible. Descubra cómo los visitadores domiciliarios pueden implementar estas prácticas con las familias.

Bebés y niños pequeños

  • Reconozca las sonrisas y balbuceos de los bebés y responda a sus sonidos y movimientos haciendo sonidos y movimientos usted también (p. ej.: "¡Te gusta el sonajero! ¿Puedes tocarlo?").
  • Narre las rutinas de cuidado; por ejemplo:
    • Ahora, vamos a ponerte un pañal fresco y limpio. Pegamos esta parte para cerrarlo, ¡pum! Y ahora el otro lado, ¡pum! ¿Puedes levantarte para subirte los pantalones? Gracias. Ya estás listo.
  • Siga la iniciativa del niño y describa las cosas que le interesan a él.

Preescolares

  • Modele las habilidades de comprensión auditiva que quiere que desarrollen los niños con los que trabaja, dándoles toda su atención y pidiéndoles que argumenten cuando hagan un comentario.
  • Ayude a los niños a dominar el intercambio de ideas de una conversación, animándolos a esperar a que les toque su turno para hablar (por ejemplo: "Tony, me interesa mucho saber sobre tus zapatos nuevos, puedes hablarme de eso más tarde. Ahora estamos escuchando lo que Gloria tiene que decirnos sobre sus caracoles").1

Visitadores del hogar

Los visitadores del hogar pueden ayudar a los padres a identificar, adaptar y probar las prácticas anteriores durante las visitas domiciliarias y las socializaciones grupales. Aquí encontrará más ideas.

  • Anime a los padres a hablar el/los idioma(s) del hogar. Destaque cómo esto ayuda a su hijo a entenderse a sí mismo, a su familia y a los demás. También ayuda a que los niños desarrollen y entiendan conceptos sobre cómo funciona el mundo.
  • Anime a los padres de bebés menores de seis meses a hablar con sus hijos. Mucho antes de que el niño pueda entender las palabras, comenzará a sentir el ritmo de la conversación y oirá los sonidos del/los idioma(s) del hogar.2
  • Modele cómo escuchar atentamente. Observe y comente cuando los padres estén escuchando atentamente a su hijo y cómo este responde.
  • Anime a los padres a describir las acciones, los sentimientos y los alrededores del niño.3 Por ejemplo:
    • ¡Estás corriendo rápido! Veo que estás respirando fuerte. Pero, tienes una gran sonrisa en la cara; ¡parece que te estás divirtiendo!
  • Apoye a los padres para que hagan un mayor uso del lenguaje a medida que aumente la comprensión del niño.4 Por ejemplo:
    • Con un niño de 1 año, los padres podrían nombrar el objeto:
      • "Mmmm, zanahorias".
    • Con un niño de 5 años, los padres podrían hablar más sobre la comida:
      • "Esta noche vamos a comer tu plato preferido: ¡tacos! Aquí hay tortillas de maíz. Cociné cebollas para comer con el pollo. Normalmente no lo hago, pero leí la receta y me pareció bien. ¿Qué le quieres poner a tu taco?".
  • Señale las maneras en que su hijo demuestra que entiende lo que se le dice o se le pregunta.

1Departamento de Educación de California, Marco del currículo de preescolar de California Volumen 1 (Sacramento, CA: Departamento de Educación de California, 2010), 114, Uso y convenciones del lenguaje, http://www.cde.ca.gov/sp/cd/re/documents/psframeworkkvol1.pdf (en inglés).

2Centro Nacional de Recursos de Early Head Start (EHS NRC), Manual de OpenDoors para el visitador del hogar (Washington, DC: HHS, ACF, OHS, EHS NRC, 2014), capítulo 10,2, Lenguaje y lectoescritura, Consejos prácticos (en inglés).

3Ibid.

4Ibid.

Tema:Preparación escolar

Resource Type: Artículo

Last Updated: June 3, 2018