COVID-19 y la comunidad de Head Start

Prestación de servicios remotos/virtuales

Niño con dos bolsas en las manos."Bolsas de Chiqui" para el hogar

Head Start Christian Military Academy (CMA), Vega Baja, PR

Para los niños con un Programa de Educación Individualizada (IEP, sigla en inglés), el programa Head Start CMA utilizó fondos por el COVID-19 para adquirir "Bolsas de Chiqui". Las bolsas proporcionan materiales para el hogar del niño y le dan al niño la oportunidad de aprender y adquirir habilidades como el habla, el lenguaje, la lectoescritura, habilidades motrices finas y el juego sensorial. Las bolsas están personalizadas con diferentes objetos didácticos manipulables, según las necesidades del niño. También les proporcionan a los adultos herramientas básicas para estimular al niño de una manera dirigida a través del juego. Para llevar a cabo las pruebas de salud diagnóstica y las medidas de seguridad, CMA ha preparado algunas áreas del centro con termómetros digitales, desinfectante de manos, señales para mantener la distancia y para indicar otras medidas de seguridad.

Tabletas, cajas para mantener el bienestar y ayuda para combatir el consumo de sustancias

Head Start ARVAC, Russellville, AR

Cuando las escuelas cerraron en marzo de 2020, el programa Head Start ARVAC optó por la opción virtual. Les dieron tabletas y puntos de acceso a las familias del programa que no tenían acceso a internet o maneras de acceder a internet. A las familias de las zonas rurales que no podían acceder a internet, incluso con un punto de acceso, les dieron paquetes de Métodos Alternativos de Instrucción (AMI, sigla en inglés). El programa preparó un área fuera de los centros para que los padres recogieran y dejaran de manera segura los paquetes de AMI, los registros de aprendizaje en el hogar y cualquier otra documentación. ARVAC utiliza Zoom para las reuniones mensuales con los padres. Esto hizo que aumentara la asistencia de los padres en un 40 % en comparación con las reuniones en persona. ARVAC también ofrece reuniones a través de Zoom para nuestras reuniones del Consejo de políticas, las cuales han contado con un 85 % a 90 % de asistencia desde agosto de 2020.

Para la salud mental y el bienestar, ARVAC le ha dado a todo el personal cajas para mantener el bienestar que traen mascarillas, desinfectante, dulces, pelotas antiestrés, etc. Han pasado todas las reuniones y capacitaciones a Zoom para poder seguir conectándose con el personal y las familias, manteniendo la comunicación abierta para todos. Para los niños con un IEP o con un Plan de Servicios Familiares Individualizados (IFSP, sigla en inglés), ARVAC les dio a sus terapeutas acceso a las aulas de Google, lo que les permitió seguir trabajando con los niños.

ARVAC está preparándose para el futuro creando asociaciones con profesionales médicos del área para trabajar con madres embarazadas y madres que necesitan ayuda con el consumo de sustancias. Tienen pensado abrir un programa especializado para mujeres en el que las madres embarazadas y las madres con niños puedan participar en programas de rehabilitación de drogas mientras sus hijos asisten a las aulas de Head Start y Early Head Start de manera presencial. Los defensores de la familia ayudarán a las familias con comidas al estilo familiar, rutinas para la hora de acostarse y programación para que las madres se vuelvan autosuficientes y puedan cuidar de sus hijos cuando salgan del programa. ARVAC también ofrecerá consejería y orientación en materia de salud mental en el lugar para las madres, las familias y los niños.

Trabajar juntos para adaptarse virtualmente

AVANCE, San Antonio, TX

A partir de marzo de 2020, la pandemia por el coronavirus significó un conjunto único de desafíos para los educadores y las familias de AVANCE. En todo Texas, se anunciaron órdenes de refugiarse en el lugar durante las vacaciones de primavera, cuando las operaciones de AVANCE ya estaban cerradas para la semana. En este corto tiempo, el personal de la red de Early Head Start, Head Start y Parent-Education de AVANCE se reunió a través de videoconferencias para formular un plan para continuar el programa de manera virtual.

Una vez que se aseguró el equipo y la conectividad para el personal que estaba trabajando desde casa, los educadores de padres y los trabajadores de apoyo de AVANCE se reunieron para evaluar el contenido restante del currículo, seleccionar los elementos básicos esenciales para los padres y los niños, y comenzar a crear contenido para la enseñanza virtual a través de lecciones semanales por Zoom, WhatsApp y llamadas.

Los educadores convirtieron sus hogares en aulas y crearon videoclips de sí mismos enseñando las lecciones básicas y proporcionando instrucciones para hacer juguetes. Dirigieron "sesiones de discusión", durante los horarios de clase normalmente programados, que incluían grupos de apoyo virtuales y un espacio para que los padres se relacionaran, hicieran preguntas sobre las lecciones y compartieran recursos. Entre los ejemplos de temas para estas "sesiones de discusión" están las visitas virtuales al hogar, gestión de casos, evaluaciones y sesiones de salud mental con yoga, meditación y actividades divertidas para hacer en casa con sus hijos.

Además de ofrecer el Programa de Educación Padre-Hijo (PCEP, sigla en inglés) de manera virtual durante una pandemia sin precedentes, AVANCE-San Antonio también se adaptó para velar por que se satisficieran las necesidades básicas críticas de las familias. Durante las llamadas virtuales semanales, los educadores proporcionaron recursos adicionales, referencias, recogida de comidas en la acera y apoyo a la salud mental. Además, en las últimas 50 semanas, AVANCE San Antonio:

  • Les ha proporcionado más de 8,500 kits de actividades infantiles y materiales para la crianza/fabricación de juguetes a las familias a través de recogidas en la acera y entrega en la puerta de la casa.
  • Ha proporcionado suministros y alimentos esenciales para el hogar, incluidos 45,000 pañales con toallitas.
  • Ha apoyado a 237 padres para completar una clase virtual de alfabetización.
  • Ha ofrecido educación continua para adultos y capacitación de la fuerza laboral para los padres a través del programa Caminos al Futuro (GED virtual/Recuperación del diploma de secundaria).

Proporcionar al personal el desarrollo profesional necesario para trabajar en circunstancias nuevas

Neighbors in Need of Services (NINOS), Inc., San Benito, TX

NINOS está utilizando la Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica por Coronavirus (CARES, sigla en inglés) para seguir cumpliendo con las Normas de Desempeño del Programa Head Start y para ayudar al personal, las familias y los niños a pasar a la "nueva normalidad del COVID" al proporcionar servicios virtuales y presenciales. Una vez que los condados de Cameron y Willacy entraron en el cierre de emergencia, NINOS inmediatamente comenzó a entregar paquetes de instrucción y comidas calientes a las familias inscritas. El personal recibió el desarrollo profesional necesario para prepararse para las aulas virtuales y presenciales e implementó sistemas electrónicos para evitar el contacto físico. Mientras el programa se preparaba para reanudar los servicios presenciales, se distribuyeron suministros y equipos de protección personal (PPE, sigla en inglés) a los centros. NINOS también envió a cada familia un manual modificado de políticas operativas para padres con los nuevos requisitos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, sigla en inglés) y un libro para niños que habla sobre las mascarillas, el distanciamiento social y el lavado de las manos en la escuela para prepararse para la reapertura de los centros.

Kits de aprendizaje virtual y Lunch and Learns

Head Start Ciudadanos para Ciudadanos, Fall River, MA

Los fondos por el COVID-19 se utilizaron para crear "Kits de aprendizaje virtual" para todos los niños inscritos en la modalidad virtual. Los equipos del aula trabajaron para establecer una conexión entre los grupos virtuales y los grupos basados en el centro. A las familias en modalidad virtual también se les ofrecieron kits de comidas de Head Start similares al menú basado en el centro. Se invitó a los niños y a las familias en modalidad virtual a unirse a las sesiones de "Lunch and Learn" y se transmitió en vivo la hora de la comida basada en el centro. Esto les dio a los niños de ambos grupos la oportunidad de verse y escucharse. También modeló para los adultos participantes la importancia de entablar conversaciones durante las comidas. Para desarrollar las habilidades motrices gruesas, las aulas ofrecen una actividad de música y movimiento transmitida en vivo una vez a la semana en la que participan niños basados en el centro y niños en modalidad virtual.

El programa trabajó con la biblioteca pública para darles libros de cuentos a todos los niños del programa. Esta asociación destaca los muchos programas "gratuitos" que la biblioteca les ofrece a las familias, y promueve la alfabetización.

Pensar de manera original

Head Start Grand Forks (GFHS), Grand Forks, ND

El personal de educación de Grand Forks Head Start ha enfrentado los desafíos del aprendizaje en línea con positividad y una mente abierta a nuevos métodos de instrucción. El equipo de Head Start trabajó en conjunto para explorar muchas estrategias de instrucción diferentes para satisfacer las diversas necesidades de cada niño y proporcionar la mejor instrucción diferenciada para ayudar a cada niño a alcanzar sus metas de preparación escolar. Los maestros y el personal de GFHS entregaron paquetes de aprendizaje en el hogar cada dos semanas para complementar las actividades en línea que cada maestro había proporcionado a través de Seesaw, una plataforma de aprendizaje en línea. GFHS también utilizó las reuniones diarias de Zoom de la clase para las instrucciones en grupos grandes y la conexión con sus compañeros. El programa también utilizó Zoom para sesiones en vivo individuales de Boom Card con cada niño para la instrucción individualizada y el desarrollo de habilidades específicas. Las sesiones de Boom Card también le permitieron al personal evaluar las habilidades de los niños utilizando la enseñanza intencional y las actividades apropiadas para el nivel de desarrollo. La evaluación semanal de habilidades le permitía al personal y a los padres establecer metas para cada niño que abordaran el desarrollo específico de habilidades. El personal también proporcionó actividades complementarias para que los padres continuaran el trabajo con sus hijos en casa.

La pandemia ha desafiado a todos los programas Head Start a pensar de manera original para que puedan seguir ofreciendo los mejores servicios para satisfacer las necesidades de cada familia. GFHS ha estado a la altura del desafío y lo considera como una oportunidad para aprender. Han adquirido nuevas habilidades, conocimientos y aprecio a lo largo del proceso. Están extremadamente orgullosos y agradecidos por su dedicado y altamente calificado personal de educación de Head Start. ¡Están marcando la diferencia!

Niña en edad preescolar asistiendo a un aula virtualHistoria de éxito de una mamá con la tecnología

Acción de Illinois para los niños (IAFC), IL

Durante una reunión de padres, una de las madres comentó que al comienzo de la pandemia no tenía absolutamente ningún conocimiento sobre tecnología. Cuando los maestros comenzaron a enviarle por correo electrónico las actividades de aprendizaje a distancia, se dio cuenta de que sin duda ella era la maestra más influyente e importante de su propio hijo. Sintió que no tenía más remedio que hacer algo al respecto. Con instrucciones y ayuda de los maestros y del especialista en compromiso familiar, ha aprendido mucho sobre el uso de la tecnología para apoyar el aprendizaje de su hijo. Esta madre le agradece al programa de IAFC el aliento y el apoyo continuo que le han brindado.

Plataformas virtuales de aprendizaje

Servicios Luteranos Duval, FL

El financiamiento de la Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica por Coronavirus (CARES, sigla en inglés) le permitió a este programa comprar el equipo de protección personal (PPE, sigla en inglés) necesario para mantener seguro al personal, a los niños y a sus familias. También se utilizaron para asegurarse de que cada aula de Head Start y Early Head Start esté adecuadamente equipada para minimizar el intercambio de juguetes y materiales de aprendizaje. Este financiamiento ha ayudado al programa a implementar plataformas virtuales de aprendizaje, así como a acceder a tecnologías para apoyar a los maestros y las familias en la implementación de esas plataformas.

Apoyo a los estudiantes basados en el hogar con computadoras portátiles pequeñas, cubiertas y puntos de conexión a internet

Total Community Action (TCA), Inc., Nueva Orleans, LA

TCA utilizó fondos de la Ley CARES para comprar PPE para el personal. También compraron una lavadora y una secadora para uno de sus centros con el fin de que el personal pudiera lavar y secar las mantas de los niños y otros artículos para que hubiera más higiene. TCA también utilizó fondos para ofrecer un programa de verano suplementario de tres semanas de alta calidad para 152 niños de Head Start con el fin de prepararlos para la transición al kindergarten. El programa se centró en habilidades como el lenguaje, la lectoescritura, las matemáticas, el desarrollo social y emocional, y los enfoques de aprendizaje, así como las artes creativas y el desarrollo motor grueso. Para apoyar a los niños en la opción del programa basado en el hogar o híbrido, así como a los niños con Programas de Educación Individualizada (IEP, sigla en inglés), TCA compró computadoras portátiles pequeñas, cubiertas y puntos de conexión a internet.

Reuniones y eventos virtuales para padres

Head Start Early Learning (BCHS) del condado de Brazoria, Inc., Lago Jackson, TX

Al igual que muchos concesionarios de Head Start en todo el país, BCHS se vio afectado por la pandemia del COVID-19. Con un fuerte liderazgo y un personal dedicado, BCHS ha podido ofrecer servicios a los niños y familias del programa. Proporcionaron sesiones de verano de día completo a los niños que iban a hacer la transición al kindergarten o que tenían un IEP por primera vez en la historia del BCHS. Quince niños participaron en el programa de verano, lo cual les permitió a los padres ir a trabajar. El programa de verano fue una oportunidad para que BCHS experimentara la nueva normalidad de distanciamiento social, tamaños de clase más pequeños, aprendizaje virtual y reuniones. Entre los procedimientos para reducir el riesgo de COVID-19 están que los padres firmen y recojan a los niños a la entrada de las instalaciones; asegurarse de que un personal especializado limpie, higienice y desinfecte todas las instalaciones; y la compra de PPE tanto para los niños como para el personal y que el PPE esté a disposición de otras personas que puedan necesitarlo.

El año programático 2020-2021 obligó a BCHS a reevaluar cómo interactúan con el personal, los niños y las familias. BCHS se enorgullece de las sólidas relaciones que han forjado con los padres. Han recurrido a reuniones y eventos de padres en un formato virtual y a las interacciones limitadas con los padres en el campus, para evitar la propagación del virus. Están ofreciendo clases virtuales, tamaños de clase más pequeños y mantienen el distanciamiento social durante la hora de la comida y la hora de la siesta, colocando barreras entre los niños. BCHS confía en que lo que han logrado hacer sirva de ejemplo a otros concesionarios que sin duda están experimentando los mismos desafíos.

Compras de tecnología para garantizar una experiencia de aprendizaje virtual exitosa

Comité de Acción Comunitaria del condado Garrett, Inc., Oakland, MD

Usando los fondos de la Ley CARES, el concesionario compró tecnología, como computadoras portátiles, grabadoras de video y puntos de conexión a internet tanto para el personal como para las familias, con el fin de garantizar una experiencia de aprendizaje virtual exitosa. También se compraron libros y materiales de aprendizaje. Como resultado de estas compras, el personal administrativo continúa centrándose en la creación de aulas virtuales, la organización de materiales y libros que se entregarán a las familias, la asignación de personal docente a la planificación y grabación de lecciones virtuales, y la programación de las entregas a las familias por todo su condado rural.

Suministros y materiales comprados para apoyar los IFSP y los IEP en el hogar

Centro Reginald S. Lourie, Rockville, MD

Este concesionario utilizó fondos de la Ley CARES para comprar suministros y materiales necesarios para el Plan de Servicios Familiares Individualizados (IFSP, sigla en inglés) y los IEP para que los padres pudieran trabajar adecuadamente con sus hijos en el hogar. El gerente de discapacidades organiza videoconferencias con las familias para mostrarles cómo usar los suministros y materiales.

Uso de tabletas Samsung y suscripciones a Hatch Ignite

Servicios sociales del condado de Lawrence, New Castle, PA

La Asociación de Acción Comunitaria del condado de Lawrence (LCCAP, sigla en inglés) utilizó fondos de la Ley CARES para comprar tabletas Samsung y suscripciones a Hatch Ignite para todos los niños en edad preescolar a través del Sistema de evaluación. La aplicación Ignite les permite a los niños aprender a trabajar con la tecnología, interactuando con juegos que se seleccionan específicamente para los avances en el aprendizaje de cada niño. Sus respuestas al juego se traducen en datos que se cargan en MyTeachingStrategies. LCCAP recomienda que los niños usen la tableta no más de 30 minutos a la semana.

500 puntos de conexión móviles y contenido de aprendizaje grabado

Instituto de Servicios Comunitarios, Holly Springs, MS

El financiamiento de la Ley CARES le ha permitido a este programa comprar casi 500 puntos de conexión móviles para las familias y proporcionar servicios de manera virtual al 100 %. El concesionario también creó un programa de mentoría tecnológica para el personal para que aquellos que no eran tan expertos en tecnología pudieran recibir apoyo con el fin de mejorar sus habilidades en un entorno virtual. Se aseguraron de que cada maestro tuviera más de 18 horas de contenido de aprendizaje grabado para los padres que no podían acompañarlos en la clase en vivo con sus hijos.

Computadoras portátiles y mejoras a internet

CSA del condado Clayton, Forest Park, GA

Este programa utilizó fondos de la Ley CARES para proporcionar computadoras portátiles para el personal docente, los trabajadores de servicios familiares y el personal administrativo. Al proporcionar computadoras portátiles y mejoras de internet en diferentes sitios, el personal puede enseñar a los niños sin esfuerzo, ponerse en contacto con los padres e impartir las lecciones de manera virtual.

Uso del software Dojo para la gestión del aula

Departamento de Educación del condado de Harris (HCDE), Houston, TX

HCDE utilizó fondos de la Ley CARES para comprar computadoras portátiles nuevas para maestros de Head Start y proveedores de servicios familiares para reemplazar las computadoras portátiles obsoletas que no podían manejar la sobrecarga provocada por el uso frecuente de Zoom, Microsoft Teams, el software Dojo para la gestión del aula y otras aplicaciones. También se compró software para la formación y el desarrollo profesional del personal. HCDE compró PPE y materiales de limpieza para 300 miembros del personal para que pudieran reanudarse los servicios en persona basados en el centro para 1,060 niños de Head Start y Early Head Start en el noreste del condado de Harris.

Tabletas para aliviar el estrés de los padres

Distrito Escolar Independiente de Hitchcock (HISD), Hitchcock, TX

En medio de la crisis por el COVID-19, el personal de Head Start quería proporcionar un aprendizaje a distancia a los niños y familias. El hecho de que la escuela se reanudara de manera virtual fue algo estresante para muchas familias, preocupadas por cómo los niños continuarían aprendiendo. Algunos padres estaban preocupados por cómo iban a ayudar a sus hijos a aprender de manera virtual cuando no tenían la tecnología para continuar con su educación. El Programa Head Start de HISD "Kids First" utilizó algunos de los fondos de la Ley CARES para comprar tabletas para que los niños y las familias continuaran aprendiendo a distancia. Reconociendo que los tiempos eran difíciles, el programa quería que las familias recordaran lo siguiente: ¡Usted es el primer maestro de su hijo, y el personal de Head Start está aquí para ayudarlo! Poder proporcionarles tabletas a los estudiantes y padres fue maravilloso, y los padres estaban muy agradecidos por la ayuda.

Las plataformas de Zoom y Homeroom facilitan la programación remota

Tri-County Community Action, Inc., Center, TX

Cuando se ordenó el cierre de las escuelas, se elaboró un plan para seguir prestando servicios a distancia. La agencia compró Zoom para comunicarse mejor con los padres, con los niños y entre ellos. Zoom les permite a los padres participar activamente en las experiencias educativas de sus hijos. Las visitas al hogar, las reuniones con los padres y todo tipo de reuniones, desde las clases sobre crianza hasta las reuniones de la junta de gobierno y del Consejo de políticas, se llevan a cabo utilizando esta plataforma en línea. La agencia también está utilizando una plataforma educativa en línea gratuita llamada Homeroom para los niños y las familias que opten por la plataforma virtual en vez de la opción en persona. Gracias al dinero de la Ley CARES, el programa pudo comprar tabletas, computadoras portátiles y puntos de conexión a internet para facilitar el aprendizaje virtual en su área rural.

Uso de las aplicaciones Hatch Ignite, ReadyRosie y Starfall

Servicios Sociales Luteranos del Sur, Inc., [nombre comercial Upbring], Austin, TX

Upbring usó fondos de la Ley CARES para comprar tabletas que el programa podría prestarles a las familias para que pudieran acceder a las aplicaciones Hatch Ignite, ReadyRosie y Starfall. Hatch Ignite es una plataforma de aprendizaje adaptativo que les proporciona a los maestros documentación objetiva basada en las normas y puntuación para niños de 28 meses a 5 años. Upbring lo utiliza en conjunto con Creative Curriculum y Teaching Strategies Gold. Para niños menores de 28 meses, Upbring compró una licencia para usar ReadyRosie, un currículo de crianza basado en la investigación.

Cámara de detección de movimiento/sonido OWL que les permite a los estudiantes en modo virtual experimentar el aula

United Community Center (UCC), Milwaukee, WI

UCC ha estado operando servicios presenciales y de manera virtual desde junio. Inicialmente, comenzaron a operar aulas virtuales y presenciales separadas, con maestros dedicados a cada opción. Sin embargo, a finales del otoño, determinaron que los niños en modo virtual estaban más aislados y no asistían ni participaban tanto. El programa concluyó que se debía a la falta de conexión con sus compañeros y de un aula física y un maestro. Entonces comenzaron a incorporar a los niños que estaban en modo virtual a las aulas con los niños en persona para que todos pudieran experimentar y participar en lo que estaba pasando en las aulas.

Cada aula tiene una cámara de detección de movimiento/sonido OWL que está conectada a un Smartboard. Los niños que están en modo virtual se conectan al aula para las actividades grupales estructuradas y la cámara OWL les permite experimentar lo que está sucediendo. Cuando el maestro está hablando, la cámara se acerca al maestro; cuando los niños o el grupo están respondiendo, la cámara se aleja para mostrar el grupo. Los niños que están en modo virtual aparecen proyectados en el Smartboard para que los niños que están asistiendo en persona puedan verlos y hablar con ellos y con sus padres en el hogar. Desde el inicio del proceso, UCC ha visto aumentar el nivel de participación de los niños que están en modo virtual a casi el mismo nivel de asistencia que los niños que acuden en persona.