Salud mental

Comprender y gestionar los comportamientos de los niños

Logotipo de hoja de consejosIntroducción

Los adultos a menudo consideran que los comportamientos de los niños son interesantes y cautivadores. También hay comportamientos que los adultos a veces encuentran desafiantes. Por ejemplo, los bebés se inquietan o lloran a pesar de los esfuerzos de los adultos para consolarlos o tienen diferentes horarios de alimentación o de sueño. Los niños pequeños a veces dan golpes, muerden, se caen al suelo, lloran, dan patadas, se quejan o dicen "no". Algunos preescolares discuten o pelean por juguetes, tienen problemas para seguir instrucciones o se vuelven demasiado agresivos cuando juegan. Los niños pequeños y preescolares también pueden tener momentos de juego enérgico, pasar rápidamente de una actividad a otra o estar retraídos y no querer participar en actividades. Muchas veces, estos comportamientos son apropiados para el desarrollo, típicos y normales, y cambian con apoyo y con el desarrollo social, emocional y cognitivo.

Algunos niños necesitan más ayuda para manejar las emociones fuertes o los comportamientos disruptivos. Si no reciben ayuda a tiempo, los comportamientos de los niños pueden afectar negativamente su desarrollo social, emocional y cognitivo. Los programas pueden apoyar a los niños que necesitan esa ayuda desarrollando y usando un Plan de Apoyo Individual (ISP, sigla en inglés) Para obtener más información, consulte la hoja de consejos sobre el desarrollo de planes de apoyo individuales.

Estrategias

Todo comportamiento es una forma de comunicación. Cada comportamiento puede describirse por su forma y función (HHS/ACF/OHS/NCECDTL 2019). La forma es el comportamiento utilizado para comunicarse. Los niños pequeños les hacen saber a los adultos sobre sus deseos y necesidades a través de su comportamiento mucho antes de que puedan pronunciar palabras. Nos dan "pistas" para ayudarnos a entender lo que están tratando de comunicar. La función es la razón o propósito del comportamiento, desde la perspectiva del niño.

Los programas pueden apoyar al personal de educación y a las familias utilizando el Modelo Piramidal del Centro sobre los fundamentos sociales y emocionales del aprendizaje temprano (CSEFEL, sigla en inglés) (en inglés) como marco para entender el comportamiento de los niños. Muchas estrategias pueden apoyar el desarrollo social y emocional saludable de los niños y prevenir o reducir comportamientos que podrían afectar negativamente el desarrollo y el aprendizaje de los niños. Los gerentes de educación, los especialistas en desarrollo infantil, los supervisores basados en el hogar, los consultores de salud mental y los coaches pueden ayudar al personal docente a utilizar estas y otras estrategias en su trabajo con los niños y las familias.

  • Infórmese sobre cómo los padres y las familias esperan que sus hijos se comporten y se expresen. Hable con las familias acerca de cómo las expectativas pueden ser diferentes en diferentes entornos (p. ej., hogar, cuidado en grupo, socializaciones grupales) y cómo apoyar los comportamientos de los niños en estos entornos.
  • Hable con los padres, y pregúnteles a ellos y a otros adultos que conocen al niño cuál podría ser el propósito (función) del comportamiento del niño.
  • Observe el comportamiento de los niños (forma) y preste atención a sus señales. Las señales ayudan a los adultos a entender lo que los niños están tratando de comunicar con su comportamiento (función). Cuando los adultos entienden el comportamiento de los niños, pueden responder de maneras que satisfagan las necesidades de los niños.
  • Utilice estrategias apropiadas para entender y comunicarse con los niños que aprenden en dos idiomas (DLL, sigla en inglés).
    • Utilice recursos como la Recopilación y uso de información sobre el idioma que comparten las familias (en inglés) de la Metodología planificada para el lenguaje (PLA, sigla en inglés) para obtener información sobre los antecedentes del idioma de los niños. Esto puede servir de guía para las estrategias apropiadas de interacción y comunicación entre los adultos y los niños.
    • Los niños que son DLL pueden confiar inicialmente en el comportamiento para expresarse, sobre todo en entornos y situaciones en los que el personal no habla el idioma del hogar del niño. Consulte los recursos de PLA bajo Estrategias para apoyar a los DLL.
    • Si el personal habla el idioma del hogar del niño, puede ayudar al niño a usar ese idioma para comunicarse, mientras utiliza andamios cognitivos para fomentar su comprensión y uso del inglés. Los 5 factores importantes para todos de PLA: El lenguaje verbal y el vocabulario.
  • Use rutinas diarias para interactuar y crear relaciones positivas con cada niño.
  • Use rutinas predecibles durante el día para ayudar a los niños a sentirse seguros y protegidos.
  • Diseñe entornos de aprendizaje que respondan a las necesidades individuales de desarrollo de los niños y a las necesidades de todo el grupo.
  • Ajuste las interacciones para que coincidan con los temperamentos o necesidades de los niños.
  • Ayude a los niños a aprender a autorregularse o a calmarse.
  • Ayude a los niños a sentir una sensación de control, permitiéndoles tomar decisiones durante todo el día.
  • Ayude a los niños a expresarse y resolver los problemas adecuadamente.
  • Ayude a los niños a identificar sus propias emociones y las emociones de los demás. Hable sobre el vínculo entre los sentimientos y las expresiones y gestos faciales.
  • Recurra a apoyos o experiencia adicionales, o inicie un proceso de remisión si un comportamiento presenta lo siguiente:
    • No es típico para la edad y etapa de desarrollo de un niño.
    • Sigue siendo intenso o continuo.
    • Interfiere con la capacidad del niño para explorar y aprender.

Cómo apoyar los comportamientos del desarrollo cuando se vuelven desafiantes

dos niños con expresiones serias están sosteniendo y tocando el mismo objetoMuchos comportamientos que son apropiados para las edades y etapas de desarrollo de los niños son desafiantes para los adultos. Es importante que los adultos no respondan con enojo ni dureza cuando ocurren estos comportamientos. En su lugar, el personal docente y las familias pueden trabajar juntos para apoyar los comportamientos positivos de los niños, utilizando las estrategias que se enumeran a continuación.

  • Los niños pequeños y los niños en edad preescolar más pequeños están empezando a aprender a compartir y turnarse. En entornos grupales (p. ej., aulas, hogares de cuidado infantil familiar, socializaciones):
    • Proporcionar más de uno de los juguetes más populares para que los niños se peleen menos por el mismo juguete.
    • Proteger los artículos favoritos de los niños; no hay que compartir todos los artículos (p. ej., objetos afectivos y otras cosas que los niños traen de su casa).
    • Ayude a los niños en edad preescolar a aprender a turnarse (p. ej., modele cómo turnarse, presénteles a los niños desafíos para que resuelvan problemas y se turneen, y ofrezca soluciones para turnarse, como tirar una moneda al aire, usar un temporizador, "piedra, papel, tijeras", y esperar pacientemente).
  • Proporcione áreas separadas para el juego activo y para el juego tranquilo. Esto evita que el juego activo interfiera con la necesidad de otros niños de pasar un rato tranquilos.
  • Enseñe a los niños palabras que pueden usar para pedir ayuda en su idioma del hogar y en inglés. Considere la posibilidad de enseñarles gestos (como el lenguaje de señas) para ayudar a los niños a expresarse, especialmente cuando no pueden verbalizar las palabras que necesitan. Por ejemplo, muéstrele a un niño cómo decir "jugar" en lenguaje de señas para que pueda comunicar: "Quiero jugar contigo". Cuando los niños no tienen las palabras para dar a conocer sus necesidades, pueden comunicar su frustración mordiendo, empujando, golpeando, tirándose al suelo, llorando, pateando y gritando.

Consulta de salud mental

Como establecen las Normas de Desempeño del Programa Head Start, los programas deben usar consultores de salud mental. Los consultores de salud mental trabajan con el personal y las familias para apoyar la salud mental de los niños (es decir, su desarrollo social y emocional y su bienestar). Estos proporcionan una variedad de servicios para apoyar a cada niño y familia en particular (p. ej., consultas centradas en la familia y en el niño), así como el programa en general (p. ej., consulta programática). El personal del programa puede usar La herramienta de consulta de la salud mental para determinar cómo usar a sus consultores de salud mental de manera eficaz.

Consideraciones para la planificación y programación

El personal del programa puede usar las siguientes preguntas para identificar y responder a los comportamientos de los niños.

  • ¿Cómo individualiza el personal los apoyos para satisfacer las necesidades sociales y emocionales de cada niño?
  • ¿A quién acude el personal docente para recibir apoyo cuando hay preocupaciones sobre el comportamiento de un niño o su desarrollo social y emocional?
  • ¿Cómo responde el programa cuando los comportamientos de un niño parecen dificultar que este tenga relaciones positivas con los demás, regule las emociones o explore y aprenda?
  • ¿Cómo responde el programa cuando el personal o los miembros de la familia traen inquietudes sobre el desarrollo social y emocional de un niño?
  • ¿Cómo apoya el programa al personal para que tenga conversaciones con las familias al principio del proceso cuando están preocupados por el comportamiento o el desarrollo social y emocional de un niño?
  • ¿Qué recursos tiene el programa para ayudar a responder a las preocupaciones sobre los comportamientos de los niños?
  • ¿Cómo proporciona el programa apoyos eficaces y a su debido tiempo para el personal y las familias cuando están preocupados por un niño?
  • ¿Cómo el programa obtiene más información acerca de los comportamientos anteriores de un niño o sus antecedentes de salud física o mental?

Referencias

Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE. UU., Administración para Niños y Familias, Oficina Nacional de Head Start, Centro Nacional de Desarrollo, Enseñanza y Aprendizaje en la Primera Infancia (NCECDTL, sigla en inglés). El comportamiento tiene significado (Conjunto de materiales de capacitación de 15 minutos). Washington, DC, 2019.

Normas de Desempeño del Programa Head Start

Recursos

Bebés y niños pequeños

Preescolar

Desde el nacimiento hasta los 5 años