Transporte

Cómo mantener seguros a los niños dentro y alrededor de los vehículos

Bebé en su asiento del automóvil a la que le están poniendo el cinturón.Nunca es seguro para un niño estar en un vehículo o alrededor de este sin supervisión de un adulto. Durante los meses más cálidos del año, hay más probabilidades de que si se deja a los niños en un vehículo, sufran de enfermedades causadas por el calor. Los niños también pueden sufrir lesiones al jugar solos alrededor de vehículos estacionados. Los padres y el personal del programa pueden utilizar este recurso para aprender más sobre las prácticas de seguridad de los vehículos que ayudan a que los niños estén sanos.

Dejar a los niños en un automóvil puede provocarles hipertermia

Debido a las regulaciones y leyes de seguridad, la mayoría de los niños deben ir en los sistemas de retención infantil en el asiento trasero de los vehículos de pasajeros. Aunque esta práctica ha reducido el número de niños gravemente heridos y muertos en accidentes de auto, ha hecho que aumente el número de muertes relacionadas con los automóviles por hipertermia o golpe de calor. Los padres que están haciendo diligencias rápidas durante unos minutos podrían pensar que a su hijo no le pasará nada si se queda en el auto solo y con los cinturones puestos. Sin embargo, cada año, se escuchan nuevas historias sobre las peligrosas consecuencias de dejar sin querer a los niños en el asiento trasero de los automóviles.

La hipertermia ocurre cuando la temperatura corporal de una persona se eleva al menos a 104 grados Fahrenheit y el sistema que permite reducir la temperatura corporal no puede mantenerla fresca. Si el cuerpo alcanza una temperatura de 107 grados Fahrenheit, esto puede ser mortal ya que los órganos del cuerpo comienzan a dejar de funcionar.

Entre los síntomas de un golpe de calor están:

  • Confusión
  • Mareo
  • Malestar o irritabilidad
  • Ritmo cardiaco rápido o ritmo cardiaco lento y débil
  • Piel seca y enrojecida por el calor
  • Lentitud
  • Convulsiones

La hipertermia puede ocurrir en vehículos incluso si las temperaturas afuera no son extremas. Cuando la temperatura fuera del vehículo alcanza de 60 a 70 grados Fahrenheit, el interior de un vehículo puede alcanzar temperaturas mortales rápidamente. Si hace sol, la temperatura dentro del vehículo puede elevarse aun más rápido.

Este aumento en la temperatura del vehículo es muy peligroso para los niños pequeños. La temperatura del cuerpo de un niño aumenta de tres a cinco veces más rápido que la de un adulto. Bajar las ventanillas unas pulgadas no es suficiente para mantener el auto ventilado y fresco, y los cuidadores no deben dejar nunca a los niños solos en un vehículo.

Cómo mantener seguros a los niños dentro y alrededor de los autos y otros vehículos

También es importante no dejar que los niños jueguen solos alrededor de los automóviles. Sin la adecuada supervisión de un adulto, el niño puede subir a un vehículo abierto o quedar atrapado en el maletero, corriendo el riesgo de sofocarse o de sufrir un golpe de calor. Por lo tanto, los cuidadores deben mantener siempre cerradas las puertas y los maleteros de los vehículos estacionados.

Los adultos pueden mantener a los niños seguros alrededor de los vehículos, con la ayuda de estos otros consejos:

  • Nunca deje a un niño solo en un vehículo
  • Acostúmbrese a mirar siempre en la parte trasera del vehículo antes de cerrar las puertas y alejarse
  • Mantenga los vehículos cerrados cuando no los esté usando para evitar que el niño se quede atrapado
  • Si un niño se pierde, revise primero los vehículos y el maletero
  • Recurra a un recordatorio, como un juguete en el asiento delantero, para que le recuerde al conductor que hay un niño presente en el vehículo

Recursos relacionados

Last Updated: October 2, 2018