Programa de Asistencia de Energía para Hogares de Bajos Ingresos (LIHEAP)

Si no puede pagar su cuenta de energía, es posible que su hogar no esté seguro, y puede que usted se enfrente al riesgo de enfermedades o lesiones serias. El programa de asistencia de energía para hogares de bajos ingresos (LIHEAP) puede ayudarle a usted y su familia a mantenerse seguros y sanos.

Programa de Asistencia de Energía para Hogares de Bajos Ingresos (LIHEAP)

Click here to learn how to apply!

If you can't afford to pay your home energy bill, your home may not be safe, and you may be at risk of serious illness or injury. The Low Income Home Energy Assistance Program (LIHEAP) is a Federally-funded program to help eligible low income homeowners and renters meet their home heating and/or cooling needs.

¡Pulse aquí para saber cómo hacer la solicitud!

Si no puede pagar su cuenta de energía, es posible que su hogar no esté seguro, y puede enfrentarse al riesgo de contraer enfermedades o ser víctima de lesiones serias. El Programa De Asistencia de Energía Para Hogares de Bajos Ingresos (LIHEAP) es un programa financiado por el gobierno que ayuda a las familias de bajos ingresos a pagar las cuentas de la calefacción o del aire acondicionado de su hogar, ya sea de su propiedad, o alquilado.

Pregunta

¿Qué es el Programa de Asistencia de Energía Para Hogares de Bajos Ingresos (LIHEAP)? ¿Qué hace LIHEAP?

Respuesta

LIHEAP es un programa federal que ayuda a hogares de bajos ingresos a pagar el servicio de los sistemas de calefacción y refrigeración.

En especial, LIHEAP tiene como objetivo hacer más asequible los gastos energéticos del hogar para dos tipos de hogares de bajos ingresos que tienen mayor necesidad en cuanto a la energía residencial:

  • Hogares vulnerables con personas mayores, delicadas de salud, personas con discapacidades y niños muy pequeños. Estos hogares enfrentan graves riesgos de salud si no reciben un servicio adecuado de calefacción o refrigeración.
  • Los hogares con cargas altas de energía, son también los que cuentan con ingresos más bajos y gastos más altos de energía. Estos hogares enfrentan riesgos de seguridad para calentar o enfriar sus hogares si no pueden pagar sus cuentas de calefacción o refrigeración.

Como resultado, los hogares con las necesidades más altas de energía tienen más propensión a enfrentar más riesgos de salud y seguridad.

Si está disponible en su estado, el público en general debe llamar a un número de teléfono para preguntas del público para poder solicitar esta ayuda. Esta línea podrá proveer al público información sobre el programa mucho más rápido que la línea de la agencia de LIHEAP. Se puede obtener más información sobre el programa LIHEAP por estado en los sitios web del programa LIHEAP.

Pregunta

¿Cuáles son los riesgos de salud o seguridad que enfrentan las familias con niños pequeños?

Respuesta

Salud

La calefacción en el hogar y su salud

El invierno trae consigo cuentas de calefacción. Las cuentas de calefacción elevadas pueden obligar a las personas a ahorrar reduciendo la temperatura de su hogar. Consecuentemente, la temperatura puede bajarse a niveles peligrosos que pueden llevar a la hipotermia (estrés por frío, temperatura corporal baja) La hipotermia puede causar enfermedades la muerte ya sea dentro del hogar como al aire libre. Los hogares que cuentan con una persona mayor o discapacitada, o con niños pequeños son especialmente vulnerables a la hipotermia.

Cada año, la hipotermia causa 600 muertes en todo el país, la mitad tienen 65 años o más, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. La hipotermia tiene lugar cuando la temperatura corporal normal baja desde el 98.6 hasta los 96 grados. Las personas mayores son más propensas a esta condición si su respuesta corporal al frío está disminuida por ciertas enfermedades como la artritis o por algunas medicinas contra los resfriados que se obtienen sin receta. Según el librito (en inglés) del Instituto Nacional sobre el Envejecimiento "Staying Warm in the Winter Can Be a Matter of Life and Death for Older People". (Mantenerse abrigado en el invierno puede ser una cuestión de vida o muerte para las personas mayores.) Se pueden encargar copias de esa entidad.

La mejor manera de identificar a alguien que tiene hipotermia es observar si tropieza, farfulla, actúa con torpeza y refunfuña. Los cambios en la conducta de una persona pueden indicar que el frío está afectando la forma en que funcionan sus músculos y nervios. Si sospecha que alguna persona está sufriendo por el frío y tiene un termómetro a mano, tome su temperatura. Si su temperatura es 96 grados o menor, llame al 911 para recibir ayuda de emergencia.

Para más información sobre los peligros de la hipotermia, véase la guía de prevención de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU:"Frío extremo: Guía preventiva" (en español): http://www.bt.cdc.gov/disasters/winter/es/guide.asp y el librito (español) del Instituto Nacional sobre el Envejecimiento: http://www.niapublications.org/agepages/PDFs/Hipotermia-El_Peligro_de_las_Bajas_Temperaturas.pdf.

El invierno también obliga a que los hogares busquen otras fuentes de calentamiento. Durante un año reciente, hubo cerca de 10,900 incendios residenciales y unas 190 muertes asociadas con estufas portátiles o fijas. Asimismo, hubo 15,500 incendios y 40 muertes relacionadas con hogares y chimeneas, así como 100 muertes por monóxido de carbono a partir de sistemas de calefacción, cocinas/hornos y calentadores de agua.

La Comisión para la Seguridad de los Productos de Consumo (CPSC) advierte sobre los peligros de las estufas y chimeneas, incluyendo las muertes por incendio y envenenamiento por monóxido de carbono (en español) http://www.cpsc.gov/cpscpub/spanish/464s.pdf. Para saber sobre otras advertencias (en español), visite: http://www.cpsc.gov/cpscpub/spanish/publicaciones.html

El aire acondicionado en el hogar y su salud

El verano trae consigo cuentas de refrigeración/aire acondicionado. Las cuentas de refrigeración elevadas pueden obligar a las personas a ahorrar elevando la temperatura de su hogar. Igualmente, puede que las personas traten de aliviar el calor dependiendo de ventiladores en casas donde las ventanas están cerradas por temor a la delincuencia. Consecuentemente, la temperatura puede elevarse a niveles peligrosos que pueden llevar a la hipertermia (estrés por el calor, temperatura corporal alta) La hipertermia puede causar enfermedades o la muerte ya sea dentro del hogar como al aire libre. Los hogares que cuentan con una persona mayor o discapacitada, o con niños pequeños son especialmente vulnerables a la hipertermia.

Para mayor información sobre los peligros de la hipertermia, véase Calor extremo: guía de prevención para promover su salud y seguridad (en español): http://www.bt.cdc.gov/disasters/extremeheat/es/heatguide.asp y Consejos para prevenir enfermedades relacionadas con el calor: http://www.bt.cdc.gov/disasters/extremeheat/es/heattips.asp. También véase la siguiente guía (en inglés) de U.S. Environmental Protection Agency Excessive Heat Events Guidebook..

Seguridad

Desastres naturales

Los desastres naturales pueden tener como consecuencia la pérdida de energía en el hogar debido a interrupciones en los suministros de combustibles y/o daños al sistema de calefacción o refrigeración. La página del National Oceanic and Atmospheric Administration en National Weather Service ofrece advertencias y pronósticos meteorológicos peligrosos, incluyendo las tormentas eléctricas, granizadas, inundaciones, huracanes, tornados y otros eventos climáticos.FEMA (Agencia Federal para el Manejo de las Emergencias)Federal Emergency Management Agency ayuda al público y a las empresas a recuperarse de los desastres naturales. FEMA también ofrece información sobre qué hacer cuando ocurren dichos desastres. FEMA tiene una página en: ,http://www.fema.gov/spanish/index_spa.shtm, en la cual se tratan los siguientes temas: terremotos, calor extremo, seguridad contra los incendios durante los desastres y tras ellos, inundaciones e inundaciones repentinas, huracanes, deslizamiento de tierras y de barro, tornados, tsunamis, volcanes, incendios forestales, manejar en el invierno, tormentas invernales, consejos de preparación para la seguridad invernal, tormentas eléctricas y relámpagos. FEMA también brinda información sobre los desastres (en inglés y algunos en español) Disaster Information

Cuando sobrevienen los desastres, las comunidades deben estar preparadas para ayudar a las personas con discapacidades, a los que hablan poco o nada de inglés y a los débiles, ancianos, niños pequeños o los sin hogar. La Alianza PrepareNow de San Francisco tiene una página (en español): http://www.preparenow.org/spanish.html

Interrupciones de combustible/Fallo de equipos

Las interrupciones de suministros y fallos en los equipos de energía del hogar pueden suceder a consecuencia de los desastres naturales, por escasez de combustibles y los apagones. Además de posibles problemas de salud, tales interrupciones o fallos en los equipos pueden llevar a problemas de seguridad. Por ejemplo, improvisar las fuentes de calefacción, tales como las estufas portátiles con mala ventilación o sin ella, las parrillas o cocinas de gas no sólo tienen peligro de incendio, sino que también crean el riesgo por asfixia. La Comisión para la Seguridad de los Productos de Consumo (CPSC) advierte sobre los peligros de las estufas y chimeneas, incluyendo las muertes por incendio y envenenamiento por monóxido de carbono (en español) http://www.cpsc.gov/cpscpub/spanish/464s.pdf.

Para saber sobre otras advertencias (en español), visite: http://www.cpsc.gov/cpscpub/spanish/publicaciones.html

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades brindan consejos para ayudarle a prepararse y lidiar con los apagones repentinos (en inglés). What You Need to Know When the Power Goes Out Unexpectedly

El programa de asistencia de energía para hogares de bajos ingresos. DHHS/ACF/OCS. 2002. Español.

Last Reviewed: February 2012

Last Updated: April 3, 2015