Prácticas basadas en la relación: Conversaciones con las familias sobre inquietudes del desarrollo

Prácticas basadas en la relación: Conversaciones con las familias sobre inquietudes del desarrollo

Módulo 1: Introducción

Texto en la pantalla: La oportunidad de desarrollo profesional en el que está a punto de participar se basa en entrevistas reales con profesionales de la primera infancia.

Hola, mi nombre es Érica.
Comencé como madre en nuestro programa, y hace más de 10 años que trabajo como directora. Durante ese tiempo he visto tantos cambios positivos en las maneras en que brindamos servicios a los niños y las familias. En nuestro centro estamos emocionados de tener la oportunidad de proporcionar servicios integrales para familias con bebés y niños pequeños.

Conforme conocemos a los niños y a sus familias aquí, compartimos sus alegrías así como sus desafíos. Y a veces hay un niño que nos causa preocupación. Tal vez sea algún aspecto de su conducta, o quizás su desarrollo y sus habilidades. Todos sabemos que puede ser desafiante hablar acerca de preocupaciones como estas con los padres.

Puede ser más difícil cuando pensamos haber notado algún tema antes que el padre o la madre lo hayan hecho. Y es más difícil aún cuando los padres no perciben lo que percibimos nosotros, o piensan del tema de una forma muy distinta. Pero sabemos también qué tan útil puede ser la intervención cuando tenemos alguna inquietud.

Hoy voy a compartir algunas estrategias para sostener conversaciones importantes y desafiantes tales como éstas con las familias. Vamos a examinar cómo mencionar una inquietud con un padre o una madre con respecto al desarrollo de su hijo. En esta simulación nos concentraremos específicamente en el atraso del habla y del lenguaje del niño, pero usted puede recurrir a estas estrategias sin importar qué tipo de preocupación tenga.

Deseo recalcar que tener una conversación desafiante con los padres consiste en lograr que ellos participen en un proceso colaborativo de observar a su hijo en conjunto.

Cuando hemos logrado la participación del padre o la madre desde el inicio, comunicándole qué tan emocionante es observar a su hijo y estar pendiente por las habilidades emergentes, se está preparando el terreno para tener conversaciones más delicadas, si observamos que alguna habilidad no emerge tal como esperábamos. Es distinto de simplemente decirle lo que sabemos y lo que nos puede preocupar acerca de su hijo. Y es distinto de solamente darle consejos.

Lograr el compromiso de los padres mediante conversaciones colaborativas en relación a pruebas de cribado y remisiones a otros servicios, es más que tener una reunión o completar un formulario; es un proceso continuo y una parte esencial de nuestra relación con las familias.

Requiere el establecimiento cuidadoso de relaciones para que conversaciones como éstas puedan tener lugar, de modo que las preocupaciones puedan ser dirigidas dentro del contexto de una relación de confianza. Es tranquilizador para el padre o la madre saber que enfrentan la situación en conjunto, y que no están solos intentando solucionar esto.

Por último, como maestro, profesional de la primera infancia o visitante domiciliario, tenga presente que una conversación acerca de las inquietudes sobre el desarrollo requerirá alguna planificación. Usted querrá conversar con sus compañeros de trabajo para decidir cuándo va a iniciar la conversación, y para asegurarse de tener un reemplazo en el salón de clases durante el tiempo que usted esté pasando tiempo con el padre.

Pedir permiso a los padres y averiguar cuándo le es conveniente tener la conversación son formas de mostrar respeto.

[Haga clic para pasar por cada parte de la actividad: Si usted y el padre o la madre hablan distintos idiomas maternos, debe traer a alguien que hable el mismo idioma del padre o la madre a la conversación. Una comunicación clara y natural es vital en estas conversaciones].

Por favor seleccione el botón que se encuentra abajo para continuar al Módulo 2.