Compromiso de la familia

¿Qué hace que las visitas al hogar sean tan eficaces?

Visitador del hogar con una madre, padre e hijoReunirse en el hogar de una familia le brinda la oportunidad de conocer a las familias personalmente. Esto sienta las bases para forjar relaciones cercanas y de confianza, el elemento crucial de cualquier programa diseñado para apoyar a los niños y sus familias.

Al formar parte de una relación cálida y de aceptación con los padres, usted estará apoyando una relación sólida y segura entre el padre y el hijo. Usted ayudará a los padres a ser más sensibles y receptivos con su hijo. La relación segura entre los niños pequeños y sus familias crea la base para el desarrollo de un cerebro sano. El entorno del hogar le permite apoyar a la familia en la creación de oportunidades de aprendizaje ricas que se basan en las rutinas diarias de la familia. Usted apoya los esfuerzos de la familia para proporcionar un ambiente seguro y saludable. Usted personaliza cada visita, proporcionando servicios cultural y lingüísticamente receptivos.

El modelo de visitas al hogar le permite proporcionar servicios a familias con al menos un padre en el hogar con el niño o los niños. Las familias pueden elegir esta opción porque quieren tanto apoyo para la crianza de los hijos como para el aprendizaje y desarrollo de sus hijos en su hogar. Por ejemplo, usted está disponible para las familias que viven en comunidades rurales y que de otra manera no podrían recibir los servicios necesarios. Usted ofrece servicios a familias cuyas circunstancias de vida podrían impedirles participar en entornos más estructurados o a familias con dificultades de transporte. Algunos programas pueden ser flexibles y ofrecer servicios fuera del horario regular a las familias que trabajan o van a la escuela.

Cada padre y visitador del hogar aporta sus propias creencias, valores y suposiciones acerca de la crianza de los hijos a sus interacciones con los niños. Las visitas al hogar pueden proporcionar oportunidades para integrar esas creencias y valores en el trabajo que el visitador y la familia realizan en conjunto.

Además de su propia relación con la familia durante las visitas semanales al hogar, reúne a las familias dos veces al mes. Estas socializaciones reducen el aislamiento y permiten experiencias compartidas, y las conectan con otro personal del programa.

Last Updated: July 18, 2019